RESUMEN DE MEDIOS DE LA PROVINCIA DE SANTA FE
Santa Fe, Lun, 20 de nov de 2017
RECIBIR NEWSLETTER

Deportes 18.05.2017

VERA CASI DESCARTADO PARA ENFRENTAR A TEMPERLEY, LEDESMA UNA SEMANA MÁS

El uruguayo se resintió de la lesión en la ingle. Pereyra hizo movimientos de manera diferenciada. Se debe esperar una semana más por Pablo Ledesma.

Fuente: EL LITORAL

Los dos refuerzos 2017 que junto al entrenador Eduardo Domínguez transformaron a Colón en el mejor equipo del año en la Argentina, Diego Vera y Facundo Pereyra, arrancaron la semana de manera diferenciada.

 

El delantero uruguayo, de gran presente en el club rojinegro, quedó prácticamente descartado para el partido del domingo, a las 17, en la cancha de Temperley. No está totalmente recuperado de la lesión originada en el partido ante Sarmiento de Junín, por lo que tras su presentación en el clásico del fin de semana pasado, sería preservado en el próximo compromiso


Vera viene con una seguidilla tremenda en Colón: cinco partidos jugados y cinco goles. Está claro que la racha tiene el asterisco contra Atlético Tucumán, donde “Viruta” no jugó precisamente para poder estar en el clásico. El domingo pasado, a pesar de no estar al ciento por ciento en su capacidad física, fue clave: inventó el penal que “compró” el juez Darío Herrera y lo cambió por gol con una calidad notable (esperó que Nereo se moviera hacia su izquierda y la acarició hacia el otro lado).

 

El caso Pereyra

 

El otro jugador clave y titular, que no anduvo bien en el clásico, pero hasta ahora cumplió y mucho con la camiseta de Colón es Facundo Pereyra. El otro refuerzo que llegó este año con “Viruta” también entrenó a otro ritmo porque está con un cuadro de grastroenterocolitis, por lo que tampoco debería tener problemas para llegar al domingo.

 

Ledesma, una semana más


El tercer caso “especial” es el del cordobés Pablo Ledesma: al ex Boca sí se lo deberá esperar una fecha más todavía y no podrá estar contra Temperley: a su rodilla todavía le falta.


El mejor del año


Si se armara una tabla puramente imaginaria y sin más utilidad que la estadística desde que arrancó el fútbol en marzo de este año, Colón presenta el mejor rendimiento, con 24 puntos sumados sobre 30 posibles.


La apuesta por Eduardo Domínguez, que había empezado el torneo en Huracán, les salió perfecta a los rojinegros, que se mantienen invictos desde su arribo. Empezaron con un pálido empate de local ante Olimpo, pero después encadenaron 7 victorias al hilo. Y aunque llevan dos igualdades consecutivas (Atlético Tucumán y Unión, ambas en el Cementerio de los Elefantes) siguen siendo los más rendidores del año.


River suma una unidad menos, 23, pero con la salvedad de que debe un partido, ante el Decano tucumano. Curiosamente, igual que Colón, el equipo de Gallardo sólo perdió puntos en el Monumental, donde empató con Unión y Sarmiento. El resto fue sólo de victorias, logradas a partir de un funcionamiento creciente que lo rescató del anonimato de mitad de tabla para meterlo de lleno en la lucha por el título.


El tercer escalón del podio lo ocupa Rosario Central, con 22 puntos. Montero reconstruyó en tiempo récord un equipo que perdió valores fundamentales como Lo Celso y Montoya, logró remontar posiciones y ya pelea por un lugar en las Copas del año próximo.


Independiente también podría alcanzar la cota de las 22 unidades si ganase su encuentro pendiente ante Defensa y Justicia (otro de buena campaña, 14 puntos con dos partidos menos). Por ahora, los de Ariel Holan suman 19, producto de 5 triunfos y 4 obtenidos que, igual que Colón y River, fueron todos en su estadio.


En medio, no hay que olvidar a Racing, que tiene 21. La llegada de Diego Cocca transformó a la Academia en un equipo sin grises: gana o pierde. Lleva 7 alegrías y 3 amarguras; en su caso, todas lejos de Avellaneda.


¿Y Boca? El puntero de la tabla “de verdad” no termina de funcionar e integra, junto a Banfield y San Lorenzo, un grupito con 18 puntos, insuficientes para destacarse, pero sí válidos para estar en el lote que sigue soñando con la vuelta olímpica o el consuelo de clasificar para la Libertadores 2018.

 

Las facturas de gas aumentarán 45% para usuarios residenciales y 58% para comercios