RESUMEN DE MEDIOS DE LA PROVINCIA DE SANTA FE
Santa Fe, Mié, 24 de jul de 2019
9ºC / 66%
RECIBIR NEWSLETTER

Sociedad 15.03.2019

Atentados a dos mezquitas en Nueva Zelanda: 49 muertos

Cuatro sospechosos han sido detenidos tras los tiroteos. Hay al menos 20 personas heridas de gravedad.

Nueva Zelanda - Al menos 49 personas han muerto este viernes en dos ataques terroristas contra dos mezquitas de la ciudad de Christchurch, situada en la costa este de la Isla del Sur de Nueva Zelanda.

La policía detuvo a cuatro personas a las que les encontró explosivos y armas en sus vehículos. La primera ministra de Nueva Zelanda, Jacinda Ardern, describió el acto como un “atentado terrorista bien planeado y sin precedentes”.

Tres hombres y una mujer fueron arrestados, según dijo en rueda de prensa el jefe de la policía, Mike Bush. Uno de los detenidos, que ronda la treintena, ha sido acusado de asesinato y pasará mañana a disposición judicial, y al menos otro ha sido desvinculado del ataque, de acuerdo con el informante. Ardern añadió que ninguno de los detenidos estaba fichado por la policía y estaban “fuera del radar” de los servicios de inteligencia.

Imágenes divulgadas por la televisión mostraron a un hombre detenido al lado de un todoterreno blanco que fue embestido por un coche de la policía.

Los ataque se produjeron a primera hora de la tarde del día del rezo de los musulmanes, cuando docenas de feligreses se disponían a llevar a cabo sus plegarias en las mezquitas de las avenidas de Deans y Linwood, situadas en el centro de Christchurch, la mayor ciudad de la Isla Sur del país. Cuarenta y una de las víctimas fueron asesinadas en la mezquita de Al Noor, la principal de la ciudad y donde se habían reunido unas 300 personas, y las siete restantes en la mezquita del suburbio de Linwood.

En un primer momento, la primera ministra, Jacinda Ardern, definió como “un acto de violencia extraordinario y sin precedentes”, en lo que calificó como “uno de los días más negros de Nueva Zelanda”, pero después habló de ataque terrorista y ordenó poner el país en su nivel de amenaza más alto.

La Policía bloqueó el centro de la ciudad, situada en la Isla Sur neozelandesa, y ordenó a la población a permanecer confinada en sus casas. Bush, comisionado de la Policía neozelandesa, confirmó en una comparecencia retransmitida en directo desde Wellington que la alerta continúa en su nivel máximo en todo el país.

 

Puerto Rico: otra masiva manifestación reclama la renuncia del gobernador