RESUMEN DE MEDIOS DE LA PROVINCIA DE SANTA FE
Santa Fe, Sáb, 20 de oct de 2018
RECIBIR NEWSLETTER

Información General 10.08.2018

Qué hará HBO para hacerles frente a Netflix y Amazon

En el último encuentro de la Asociación de Críticos de Televisión HBO aseguró que aunque AT&T sea la nueva dueña de la compañía, no va a cambiar nada en términos de calidad en lo que se refiere a su programación.

Fuente: La Nación por Fast Company

En el último encuentro de la Asociación de Críticos de Televisión de Estados Unidos, realizado hace unos días, HBO empezó por asegurar a la prensa que aunque AT&T sea la nueva dueña de la compañía, no va a cambiar nada en términos de calidad en lo que se refiere a su programación. Los comentarios, hechos por la jefa de programación Casey Bloys, fueron una respuesta directa a los que hizo recientemente el jefe de Warner Media, John Stankey (y que se filtraron al diario The New York Times) en una reunión con el jefe de HBO, Richard Plepler, en la que Stankey dijo sin vueltas que la cadena va a necesitar aumentar el volumen de su producción para competir con empresas como Netflix y Amazon.

HBO "no tiene planes de diluir la marca en favor del volumen", dijo Bloys a una multitud de periodistas y críticos de TV. HBO está encantada de que AT&T volcará más inversión en la cadena, algo que no sucedía bajo Time Warner mientras se preparaba para la venta de la compañía. En especial cuando Game of Thrones va camino de su temporada final el año entrante y Veep también está por culminar.

Aunque la marca HBO puede permanecer intacta al asumir la compañía un enfoque más parecido al de Netflix de mayor volumen de producción, corre peligro la cultura de la cadena.

Puede que no haya otra compañía en el negocio del espectáculo que se enorgullezca de su cultura como lo hace HBO. Y a lo largo de los años la cadena se encargó de proteger ferozmente esa cultura.

Si se recorren los pasillos de HBO es fácil cruzarse con empleados que han estado en la empresa por décadas. Toda esta gente cree profundamente en HBO y en el modo con que trabaja la empresa y eso explica por qué ha tenido éxito consistentemente a lo largo de los años. No es un lugar de trabajo que se conozca por la rotación acelerada del personal (lo que no puede decirse de Netflix) o en el que la gente haga las cosas a la ligera.

HBO ha demostrado en los últimos años que puede cambiar su enfoque de la distribución, con el lanzamiento de HBO Go y luego HBO Now. Pero para convertirse más en un monstruo de la producción, el proceso central de la compañía tendrá que cambiar y la transformación incluirá la cultura corporativa que está detrás de ese proceso.

Desde siempre HBO ha sido el lugar donde los escritores venden sus series y películas y suponen que nunca se producirán. Eso se debe a que la compañía pone cientos de proyectos en desarrollo y luego los trabaja meticulosamente, pidiendo reescrituras, refilmaciones, nuevos arcos de personajes y demás, antes de seleccionar finalmente lo mejor de lo mejor y dar luz verde al proyecto.

Este "toque personal", como dice Bloys, explica el dominio de la compañía en los premios Emmy año tras años, aunque por primera vez en la última edición Netflix obtuvo más nominaciones, un giro quizás inevitable dada la cantidad de shows que Netflix hace. En contraste con HBO, Netflix y Amazon tienen un enfoque más microondas (o al menos de no involucrarse tanto) en cuanto al contenido.

Lo malo de la política de trabajo de HBO es que muchos proyectos no llegan a ver la luz del día. El showman Dan Futterman, que fue productor ejecutivo junto con su esposa, Anya Epstein, en el show de HBO In Treatment, le dijo a The New York Times que luego de ese show, desarrolló dos proyectos más en HBO, incluyendo la adaptación de la novela de Jennifer Egan El tiempo es un canalla. Ninguno de los dos se llegó a hacer, dijo, señalando que sus proyectos se contaban "entre unos 200 que estaban desarrollando". Esta experiencia significó que cuando, años más tarde, Hulu le acercó una oferta para adaptar junto con el escritor Lawrence Wright la historia sobre Al-Qaeda, The Looming Tower, con la promesa de que se haría la serie, la aceptaron.

Guste o no, HBO siempre ha tenido un enfoque muy definido a la hora de armar su cartelera. Es difícil imaginar que ese enfoque no se verá alterado de algún modo dado el nuevo mandato de AT&T. ¿HBO pondrá ahora 400 shows en desarrollo para determinar la alineación ganadora? Eso parece improbable. Pero es igualmente impensable que HBO adopte el estilo de Netflix y simplemente les entregue a los escritores y guionistas millones de dólares y deje que se vayan a hacer su trabajo con una mínima interferencia. Seguramente existe un punto intermedio pero es difícil discernir dónde está o cómo es.

No importa cómo se aborde el problema, HBO está en un momento crucial. Si bien ha vivido situaciones parecidas en el pasado, ahora enfrenta la presión de ayudar a justificar una fusión por US$85.000 millones.

En el pasado en la empresa destacaban la cultura de colaboración que estaba detrás de las grandes decisiones en HBO. Se llegaba a las decisiones a través de un "debate robusto" y discusiones vivaces y transparentes. Esto a menudo llevaba tiempo y un período de persuasión gradual, dado lo apegada que está HBO a cierta manera de hacer las cosas. Por ejemplo, cuando HBO debatió licenciar algunos de sus shows a la rival Amazon por un monto que rondaba los US$300 millones, algunos ejecutivos se quedaron pálidos. ¿Por qué poner un show como Los Soprano en una pantalla a lo Walmart como Amazon? ¿Por qué dejar que los espectadores crean que pueden ver shows de HBO en cualquier lugar que no sea HBO? Plepler dijo que se necesitaron cinco reuniones para que todos o casi todos estuvieran de acuerdo. Una de las frases favoritas de Plepler es: "La cultura se come a la estrategia en el desayuno". Ahora más que nunca eso se pondrá a prueba.

Los tíos de Sheila confesaron el crimen: "Tomamos droga y alcohol"