RESUMEN DE MEDIOS DE LA PROVINCIA DE SANTA FE
Santa Fe, Vie, 28 de jul de 2017
RECIBIR NEWSLETTER

Gremiales 03.05.2017

Fracasó reunión por Sancor

El gobierno condiciona el salvataje a que se elimine un aporte patronal para toda la industria. El gremio podría convocar a un paro.

Fuente: Uno Santa Fe

Las negociaciones para acordar un auxilio financiero a Sancor volvieron a fracasar por la presión del gobierno nacional para que el sindicato que agrupa a los trabajadores del sector, Atilra, elimine el cobro del aporte patronal extra que pagan desde 2009 las industrias del sector. Las diferencias sobre ese tema traban el desembolso de un crédito público nacional de 450 millones de pesos para la cooperativa, que está paralizada desde el viernes pasado. El gremio podría lanzar hoy un paro nacional, mientras la crisis social se profundiza en la cuenca lechera.

El ministro de Agroindustria, Ricardo Buryaile, dijo que el crédito para que la cooperativa de Sunchales pudiera zafar de su crítica coyuntura, mientras pone en marcha un plan de reestructuración, estaba aprobado. Pero condicionó su desembolso a que el gremio acepte revisar el convenio laboral de la actividad láctea para todas las industrias. El aspecto más crítico es el aporte de 3.300 pesos por trabajador y por mes que las grandes empresas acordaron pagar al sindicato en 2009.
Conflicto

Hubo contactos entre las cámaras industriales, Centro de la Industria Láctea (CIL) y Apymel, con los dirigentes del sindicato que conduce Héctor Ponce. Pero ante la insistencia de los empresarios, impulsados por el gobierno nacional, sobre la revisión del convenio laboral, el sindicato se fue de la mesa de negociación.

El secretario general de la Asociación de Trabajadores de la Industria Láctea (Atilra) convocó para hoy a un plenario nacional de delegados en Buenos Aires, y a las 16 dará una conferencia de prensa

La posibilidad de que se convoque a un paro nacional del sector se manejaba anoche con insistencia.

Ya hay un conflicto gremial en el sector, que es el que lleva adelante desde la semana pasada la rama láctea del Sindicato de Camioneros. El gremio que conduce Pablo Moyano prometió un acampe sorpresa en la Plaza de Mayo.

Mientras tanto, sigue la inquietud en las localidades de Santa Fe, Córdoba y Buenos Aires en las que tiene actividad la cooperativa. En ese marco, el presidente Mauricio Macri realizará una visita a la capital santafesina.

En la provincia de Buenos Aires los trabajadores de Sancor Chivilcoy se movilizaron ayer junto a la población de esa localidad.

Fuentes sindicales denunciaron que la cámara del Centro de la Industria Láctea "parece querer que se caiga Sancor y el gobierno mira a uno y otro lado".

El acuerdo para auxiliar a Sancor con un crédito de 450 millones de pesos se cerró hace unas semanas. A cambio, la cooperativa presentó un plan de reestructuración y el gremio aceptó diferir parte del salario y suspender por seis meses el cobro del aporte extraordinario para la obra social.

Pero en las últimas horas de la semana pasada ese acuerdo se cayó frente al intempestivo reclamo de una facción del gobierno nacional para que se obligara al gremio a eliminar el aporte para toda la industria y flexibilizar el convenio para todo el sector.

La atención de la crisis de Sancor pasó a convertirse así en una disputa distributiva y de negocios en toda la cadena, alentada por el gobierno nacional, que ve la oportunidad de bajar costos laborales para las firmas del sector.

En el medio, la cooperativa agoniza, y con ella decenas de localidades de la cuenca lechera. "Es una bomba de tiempo, en medio de la fuga láctea que está experimentando Sancor, cada hora que pasa se acerca más a la explosión", se lamentó el ministro de Producción de Santa Fe, Luis Contigiani.

Buryaile, por su parte, apuntó que "hay un aporte compulsivo que hacen los empleadores al sindicato en carácter de eso, de aporte".

"Para que no se malinterprete: en realidad lo que aduce el gremio es que esos aportes los hacen los empleadores para poder solventar los gastos de la obra social", dijo el funcionario.

Se trata de un aporte mensual de 3.300 pesos por empleado, lo que significa 12.000.000 de pesos por mes o 144 millones de pesos por año. "Toda la industria láctea pasa por momentos complicados", dijo el funcionario nacional.

El gobierno refinanció una deuda que tenía Sancor de 250 millones de pesos y le otorgó otros 250 millones, mientras que ahora le giraría un crédito de 450 millones de pesos para que supere la crisis.

Diputados rechazó expulsión de De Vido